Algunos DLC que son mejores que el juego original

Es difícil no odiar al contenido descargable, el conocido como DLC, especialmente cuando muchas empresas han abusado de este concepto, prácticamente vendiendo un juego incompleto, el cual se completa con un DLC que ya está terminado desde antes que se lance el juego e incluso, ese mismo contenido ya está en el disco, por ende, al final terminas pagando por solo desbloquear un contenido que ya estaba en el juego que ya compraste, es decir, es todo un panorama terrorífico y muy rentable. Mientras que el ser humano siempre generaliza y es fácil escuchar que todos los DLC son un asco, lo cierto es que hay excepciones y realmente ese contenido extra aporta un real valor a un producto, incluso es hasta mejor que el juego original, en esta especie de lista, veremos grandes DLC en la historia de los videojuegos.

Dark Souls II: The Lost Crowns


Mientras que Dark Souls II realmente no es un mal juego, para muchos genero algo de decepción, especialmente por la forma en que se dieron ciertos cambios en el juego, especialmente por el diseño y otros detalles. Pero The Lost Crowns, el DLC contó con un trabajó que trato de corregir muchos de esos errores en el diseño, ofreciendo algunos de los niveles más memorables y luchas frente a boss, esto incluyendo a toda la serie.

Lo que es realmente increíble sobre este DLC, es la historia que genera, la cual sin traicionar el estilo de Dark Souls sobre la narración minimalista, The Lost Crowns permite un fascinante relato que hace que el mundo de Dark Souls se sienta más importante que nunca.

Por supuesto, la verdadera razón por la que muchos fans recuerden a este DLC tan cariñosamente es por lo complejo que era, especialmente porque hay hasta un jefe final invisible.

Dishonored: The Knife Of Dunwall

Dishonored dlc

Dishonored puede ser el mejor juego de sigilo hecho en los últimos 10 años, pero en el momento de su lanzamiento, se encontró con una tibia recepción. La mayoría aceptó que el juego era bueno, pero no era la superproducción que algunos esperaban ver. Algo faltaba.

Eso que faltaba, llegaría en forma de The Knife Of Dunwall. Una historia paralela a la del juego principal, en donde somos el asesino que desencadena los sucesos del juego principal. Este punto de vista no sólo añade nuevos detalles interesantes al juego original, resulta ser una aventura más convincente. La increíble jugabilidad se ve mejorada, mientras que la historia del juego ahora si cuenta con un nivel de motivación que a veces se carecía durante la campaña principal.

Grand Theft Auto IV: The Ballad Of Gay Tony

GTA: IV cuando fue lanzado, algunos lo llamaron el mejor juego de todos los tiempos, claro, eso eran los fanáticos a ciegas de la saga, ya que en realidad, el juego extraía mucho contenido de GTA: San Andreas y era un paso hacia atrás en términos de diversión.

Todo se mejoró con The Ballad of Gay Tony, en donde teníamos siete nuevas armas, personajes más alegres y las misiones eran mucho mejores que las originales,

Literalmente este DLC hizo que un montón de personas volviese a jugar GTA IV, ya que introducía entre otras cosas, la administración de clubes nocturnos.

Destiny: The Taken King

Destiny DLC

Era muy sencillo señalar los numerosos defectos en el diseño del juego, de igual manera, había un montón de personas que no podían de dejar de jugar Destiny. Era evidente que Bungie tenía muchas cosas bajo la manga con este título, especialmente por el alto presupuesto y el poco contenido que se vio realmente en el juego original.

The Taken King no soluciono todos los problemas del juego original, pero era una nueva visión de lo que realmente podía ser este juego y era mucho más divertido. Si el DLC se lanzaba en vez de lo que conocimos como el juego original, estaría claro que Destiny tendría una mejor reputación y no se hablaría de un juego carente de contenido.

BioShock 2: Minerva’s Den

Minerva’s Den en BioShock 2, nos pone en el rol de un Big Daddy. Esta vez, tenemos la tarea de entrar en un área extraña en donde debemos robar un código de un hombre llamado el pensador. Lo que sigue es simplemente una de las historias más grandes en la historia de esta franquicia.

Tal como se vio en el BioShock original, este DLC habla profundamente sobre cierto tema como un idealismo religioso y el valor humano. A diferencia de BioShock, el DLC no se desintegra en el final y realmente ofrece un final digno de las ideas que se plantean en el camino. La serie de BioShock siempre ha sido sobre la atmósfera y la historia por encima de la acción y la medida en que esos elementos se van entrelazando, en donde este DLC para muchos, es la historia más elabora y digna de admirar en la serie.

Reply