El fenómeno de engañar con un tráiler

A diferencia de la publicidad que se puede encontrar en cualquier otra industria, esto porque los tráiler y promos para los juegos de video pueden a menudo mostrar absolutamente nada del producto que se encuentran promocionando.

Mientras que un tráiler en una la película supuestamente se encarga de configurar la trama y dar a conocer los personajes, al mismo tiempo que genera una idea de aspectos clave de la experiencia, los trailers de videojuegos más a menudo no están representando el producto final. Generando lo que muchos fácilmente podemos describir como un engaño muy lindo de ver.

En esta etapa actual lleno de tráiler engañosos y muchos de ellos llenos de CGI, lamentablemente todo se ha convertido en una tarea sobre descifrar qué en realidad se encuentra diciéndonos el tráiler.

Y básicamente las preguntas sobre ¿Cuáles son los mecanismos? ¿Cuál es la historia? ¿Es en primera o tercera persona? quedan sin responder. Un caso celebre de esto lo fue Killzone 2.

Esto fue descrito como el engaño de próxima generación. La historia nos dice que Killzone 2 fue anunciado en el E3 del 2005 de manera espectacular. Contaba con increíbles gráficos que Sony insistió que eran reales, que el juego se vería así, a pesar que posteriormente se supo el engaño de que el tráiler era una película enteramente fabricada en CG.

Pero si vamos a un ejemplo más cercano, tenemos lo sucedido con Destiny ¿lo recuerdan?

Para quienes no recuerdan Destiny, es ese juego que se lanzó en el 2014, el que demostraría al mundo de lo que eran capaces la próxima generación de consolas, bueno, olvídense de eso.

No es realmente una sorpresa, después de los comentarios mediocres y la decepción alrededor de los fanáticos. Una reacción que tuvo que ver con el hecho de que los desarrolladores, los amigos de Bungie mintieron a los jugadores descaradamente.

Los anuncios de Destiny nos prometían un título lleno de caracteres e intriga, en lo que era descrito como un imparable viaje alimentado de adrenalina por la interacción del trabajo en equipo. Se quedó a un cuarto de camino.

Nota aparte que eligiéramos Destiny como el ejemplo reciente por sobre otros títulos, debido a que no queríamos hacer leña del árbol caído como lo sería nombrar otros títulos como Watch Dogs.

Metal Gear Solid 2

Esto da para mucho. Ahora analizaremos otro tipo de engaño, el cual es fiel al estilo Hideo Kojima. A quien le encanta jugar de cierta manera con sus presentaciones. Puede estar fingiendo que un estudio incognito está desarrollando un nuevo juego para revelar sin previo aviso una nueva entrega de Metal Gear. O decide lanzar un teaser jugable (Player Teaser) para un juego de misterio que resulta para ser una nueva entrega en la franquicia Silent Hill.

Pero hubo un tiempo en donde confiábamos en todo lo que Kojima nos decía, en la época de Metal Gear Solid 2. Qué tontos nos sentimos cuando todos pensamos que el personaje principal de Metal Gear Solid 2 seria Solid Snake.

Los trailer y entrevistas pre-lanzamiento sugirieron que Snake era el héroe, incluso los trailer nos mostraban controlando a Snake en zonas que después se vieron en el juego.

Pero, en lugar del legendario Solid Snake, un icono del juego amado por millones, tienes al novato de pelo extraño Raiden. Nadie lo vio venir, y a día de hoy sigue siendo la única razón por la que muchas personas simplemente no pueden mirar hacia atrás en MGS 2 con una ira visceral ¿cómo culparlos?.

Entonces ¿Cómo nos deja a los jugadores?

Es cierto que no pueden revelar toda la información de un título en un simple tráiler, y también es cierto que los editores necesitan difundir la información que tienen sobre sus títulos. Sin embargo, en una cultura que tiene impuesto el poder reservar títulos las empresas pueden quedar atrapadas n el miedo de tener que hacer cosas engañosas para que los clientes logren comprar sus productos antes de que terminen en realidad su desarrollo.

Este enfoque con el fin de lograr dinero en efectivo desde el principio ha llevado al aumento de editoriales haciendo promesas que después no pueden lograr, mostrando imágenes que se parecen en nada al producto terminado y ni siquiera pretender parecer un juego, cuando en realidad estamos esperando un juego.

Y también hemos caído en este enfoque. Después de todo, el tráiler de Assassin’s Creed: Revelations el 2011, nos sigue emocionando, y a pesar de que el título es muy diferente en todos los sentidos al trailer, fue suficiente para hacernos comprar el que seguimos considerando el último gran Assassin’s Creed, pero eso ultimo ya cae dentro de gustos personales.

Como conclusión, podemos ver que este enfoque no es necesariamente impactante porque engaña a los jugadores un par de veces, es más impactante y molesto porque los editores continúan abusando del sistema que llegan a cosas peores cada año, todo por esa adicción llamada dinero.

Reply